En KTM están disfrutando de un comienzo excepcional en el FIM Campeonato del Mundo Rally Cross Country 2019, gracias a los dos primeros puestos de Sam Sunderland y Luciano Benavides en Abu Dhabi, antes de terminar primero y tercero en el Silk Way Rally en julio. El objetivo del equipo en Chile es anotar tantos puntos como sea posible, mientras se trabaja intensamente para mejorar aún más la configuración de sus KTM 450 Rally antes del Dakar 2020.

 

El Rally de Atacama se celebra en la región de Atacama, cerca del pueblo minero chileno de Copiapó. El evento comienza con una breve etapa Prólogo el lunes 2 de septiembre, seguido de cinco días completos de carreras en el desierto, cubriendo una mezcla de terreno que incluye grandes dunas y pistas rápidas y rocosas. El Atacama, uno de los desiertos más secos del mundo, a menudo carece de vegetación y es un paisaje extremadamente sombrío, resultando muy difícil de navegar.

Al liderar el ranking de Rally Cross Country de la FIM en la tercera ronda, Sam Sunderland sabe lo importante que es el Rally Atacama, no solo en términos del campeonato, sino también como preparación para el Rally Dakar. Obligado a retirarse del Atacama 2018 después de sufrir una lesión en el pie, el Campeón del Dakar 2017 está dispuesto a enmendarse este año y salir del evento con una ventaja aún mayor en el campeonato.

Mostrando una mayor madurez y ritmo esta temporada, Luciano Benavides está disfrutado de un 2019 extremadamente impresionante hasta la fecha. Sus dos rallyes acabados en el podio han demostrado que realmente puede mezclarse con los pilotos más experimentados y su desempeño en el Silk Way Rally reflejó su creciente capacidad para manejar tanto la navegación, como la consistencia en las etapas más largas y exigentes. Actualmente lidera la Clase Junior del campeonato mundial y Luciano buscará defender esa ventaja en Chile.

Tras su heroico Rally Dakar 2019 donde logró la victoria tras competir con una muñeca rota, Toby Price consolidó su posición como uno de los grandes del deporte. Tras el rally en enero, el australiano ha pasado este tiempo recuperándose de la lesión. Aunque ha podido entrenar en moto durante su tiempo libre, el Atacama Rally marca la primera salida competitiva de Toby con su KTM 450 RALLY desde el Dakar. Aunque espera con ansias el evento, Price es realista en sus objetivos y sabe la importancia de aumentar lentamente su velocidad y navegación.

También regresando a la competición en Chile, el campeón del Dakar 2018, Matthias Walkner, está buscando usar el Atacama y la ronda final en Marruecos para volver a la velocidad y dedicar algunas horas valiosas en su moto de rally. El experimentado austriaco ha sufrido un largo período de rehabilitación a causa de una lesión sufrida a principios de año, pero ahora se siente muy bien y está listo para enfrentarse a este duro evento de cinco días en Chile.

El Rally de Atacama comienza con una etapa Prólogo el lunes 2 de septiembre, seguido de cinco días de carrera con las etapas que cubren un total de 1,685 kilómetros, 1,346 de los cuales son especiales cronometrados.

Sam Sunderland:

«Espero una buena carrera en Chile este año. Me golpeé el pie contra una roca el año pasado el día cuatro, así que no fue demasiado bueno. Espero tener un poco más de suerte esta vez. Estoy llegando a la tercera ronda con una pequeña ventaja, así que el plan es superar el rally con seguridad y aprovechar al máximo el tiempo con la moto. Hay muchos pilotos chilenos que montan muy bien y disfrutan de una cierta ventaja en su casa, ya que muchas de las pistas que cubrimos son las mismas todos los años. La navegación en Atacama también puede ser difícil: el libro de ruta a veces no es tan detallado como podría serlo, si conoces el terreno, puedes manejarte bastante bien, lo que es un gran beneficio para los lugareños. El entrenamiento me ha ido bien, recientemente pasé un tiempo en España trabajando con el tema del libro de ruta. Necesito mantener la concentración, pero como siempre, el objetivo es superar el rally de forma segura y, con suerte, recoger algunos buenos puntos para el campeonato».

Luciano Benavides:

“Desde el Rally Silk Way he estado entrenando mucho, trabajando en la navegación y tratando de encontrar un buen ritmo sobre la moto. Me siento muy bien conmigo mismo y estoy deseando que llegue la carrera en Chile. Ya pasamos el punto medio de la temporada y esta es una carrera realmente importante en términos del campeonato. Sabemos que Atacama puede ser una competición muy exigente y, a menudo, la navegación es difícil, con muchas secciones que pueden atraparte, por lo que el plan es atravesarlo de manera segura y con suerte con un buen resultado. Hicimos algunos cambios en la moto antes del Rally Silk Way, principalmente en mi configuración de la suspensión. Parecían funcionar muy bien, así que espero que tengamos una buena base para el Atacama. El objetivo de este año siempre ha sido ganar la clase Junior del Campeonato Mundial y, hasta ahora, va bien. Voy líder a falta de dos carreras por recorrer, lograr un buen resultado en Chile ayudará a mis posibilidades».

Toby Price:

“Estoy ansioso por volver a la moto, han pasado unos meses desde mi última carrera en el Dakar. Nos hemos preparado y organizado para el evento y estoy realmente emocionado. No espero demasiado de la carrera o de mí mismo, es bueno pasar un tiempo en la moto y hacer algunas cosas de roadbook y entrenamiento. Si volvemos a salvo y no tengo problemas con la muñeca, entonces podemos comenzar a presionar para la última ronda en Marruecos.”

Matthias Walkner:

«Me siento realmente bien en este momento. Pude comenzar a entrenar en la moto de rally recientemente y todo salió muy bien, de inmediato me sentí cómodo. Mi tobillo todavía no está al 100%. Tengo algo de dolor de vez en cuando, pero estoy listo para el Atacama. He perdido muchas horas en la moto, pero me siento en buena forma, solo necesito recorrer algunos kilómetros en Chile y luego en Marruecos, de cara a la preparación para el Dakar del próximo año. El Rally Atacama es una de mis carreras favoritas, tengo algunos buenos recuerdos de allí. La navegación es a menudo difícil, pero el terreno es realmente bonito, con algunas pistas de arena, grandes dunas y algunas secciones rocosas. Es una buena combinación y un entrenamiento perfecto para el Dakar. Es difícil saber qué esperar después de tanto tiempo sin montar en moto, imagino que necesitaré algún tiempo para recuperar velocidad. El objetivo es terminar la carrera, apoyar a mis compañeros de equipo y pasar unas buenas horas sobre la moto».

Fuente y fotos: KTM