El piloto del Ttr Officine Rigamonti firmaba este fin de semana una espectacular Extremo Mesego 2019. Pol Tarrés lograba la segunda posición tanto en la prólogo, donde lo hemos visto afrontar pasos por donde solo él los entendía, como en la Super Enduro, a pocos segundos de Mario Román, afirmando que “en la prólogo la gente se lo pasa muy bien conmigo”, y logrando la victoria de la final Super Enduro regalando espectáculo a todos los presentes, y es que “a esta carrera le tengo un cariño especial ya que fue mi primera enduro extremo y la gané, y desde entonces vengo cada año” nos decía el piloto catalán.

 

Pol Tarrés afrontaba la durísima extrema del domingo partiendo desde la segunda posición y realizando una bonita lucha con Marío Román hasta la mitad de la segunda vuelta: “hoy he tenido un problema cuando iba primero… en la segunda vuelta adelantando a un doblado, no sé bien como ha pasado porque estas cosas pasan muy rápido, pero nos hemos tocado, me he caído, se ha abierto el depósito de la gasolina y me ha caído toda la gasolina en la pierna” lamentaba, “total, que me ha quemado toda la pierna y bueno, con mucho dolor y no sé cómo, he llegado a meta en la segunda vuelta con una quemadura de segundo grado. Me han curado, me han sacado la rodillera porque me escocía muchísimo, me he sacado los calcetines y todo lo que llevaba que estaba sucio de gasolina y me lo han curado”, afirmando que “el dolor era del uno al diez, un cien”. Tarrés retomaba la carrera para afrontar la última vuelta de la extrema: “El espíritu de terminar la carrera siempre lo llevas encima, así que salí a la tercera vuelta y la verdad que con mucho dolor y muy mal, porque no podía apoyar el pie en ningún lado, pues, he podido terminar segundo”, manifestando, satisfecho por el trabajo realizado, que “faltan solo cinco minutos y no va a llegar nadie más. Solo hemos terminado dos, así que muy bien, muy contento”.

El piloto catalán terminaba en segunda posición una carrera que le ha hecho sufrir más de lo que sería de esperar, pero sin perder la sonrisa nos contaba que “para mi es una de las mejores carreras del año… he hecho mucha amistad con la organización, con Juan Caderno… la gente me quiere mucho… para mi es un super entreno. Es como una fiesta, ya que es una de las últimas carreras del año y venimos aquí con la familia y los amigos a disfrutar”, apuntando además que “hay que decir que es una de las carreras más duras del año. La gente no la conoce mucho pero lo estábamos hablando junto con Mario y es la carrera más dura del año” afirmaba.

Fuente y fotos: Pablo Pillado.